La Capilla Sixtina Valenciana

Ubicada y casi escondida en el casco histórico de Valencia se encuentra la iglesia de San Nicolás. Gracias a la intervención de la Fundación Hortensia Herrero (esposa del propietario de Mercadona, Juan Roig) y a la inversión de 4,7 millones de euros (dos millones para la estructura y 2,7 para las pinturas). Y el papel importantísimo que ha jugado el Instituto de Restauración de la Universidad Politécnica de Valencia, cuyos técnicos, liderados por la catedrática Pilar Roig, han sacado a la luz las barrocas escenas cromáticas diseñadas por Antonio Palomino y ejecutadas por su discípulo Dionís Vidal. Se ha podido restaurar toda la iglesia que estaba muy deteriorada por la filtración de agua y sin apenas ventilación. Esta maravilla ha sido elogiada por el restaurador jefe de la Capilla Sixtina que bautizó los frescos de la iglesia como dignos homólogos de la obra maestra vaticana de Miguel Ángel. 
El equipo de la UPV ha invertido más de 41.400 horas de trabajo empleando 6.000 hojas de papel para la fijación de las pinturas, 10.000 litros de agua destilada, 100 kilos de algodón y 500 pinceles. Se han recuperado 1.904 metros cuadrados de exuberantes frescos de su bóveda -frente a los 800 de la Capilla Sixtina.
Para finalizar, no iba preparado con la cámara Cannon y un buen teleobjetivo, así que he hecho las fotos con el móvil. De todas formas, ninguna cámara puede plasmar tanta belleza como es verlo al natural y en persona


Comentarios

Entradas populares de este blog

Arturo Valls (Valencia 1975) Biografia.

Ausiàs March, escritor y poeta lírico valenciano.

La nit de Nadal en valencià -Paco Muñoz